A Minina · Mamagataflexiones

La vuelta al universo…

Madre e hija

  • ¿A quién quieres más, a mamá o a papá?

Sé que es una pregunta odiosa, de esas que prometí que no haría nunca a mis hijos porque no traía nada bueno. Sin embargo, la primera vez que te la preguntó tu padre en broma, sabiendo cuál iba a ser la respuesta (no por nada, sino porque estábamos en plena “mamitis” y pasabas mucho más tiempo conmigo que con cualquier otra persona) respondiste tan rápido, resolutiva y sin pensarlo, que nos hizo mucha gracia.

Ahora, las pocas veces que te lo preguntamos la respuesta cambia, y siempre nos lo tomamos a risa. Porque tú también sabes que es un juego, e incluso sospecho que en algunos casos tu respuesta viene destinada a chincharnos y que nos riamos un poco.

  • ¿A quién quieres más, a mamá o a papá?
  • A mamá.
  • ¿Y a quién quieres más, a mamá o a Godzilla?
  • A Godzilla.
  • ¿Y a quién quieres más, a Godzilla o a papá?
  • A papá.
  • ¿Ves que aquí hay algo que no cuadra?

Entonces vienen las risas. Porque sabemos que Godzilla, tu preciado conejo que te lleva acompañando desde la cuna del hospital, aquel del que casi nunca te separas, está por encima de todas las cosas. ¡No tiene contrincante! (Bueno, sí, parece que papá está por encima :roll ). Pero es que Godzilla es compañero de juegos, víctima de travesuras y defensor de tus sueños…

  • ¿Y yo, a quién quiero más, a ti o a Papá?
  • A mí.

 Y ahí sí que no hay duda. La respuesta es siempre la misma, tú lo sabes, él lo sabe, yo lo sé y seguro que Godzilla lo tiene muy claro. Porque tú te has convertido en nuestro centro. Puede que a veces me resulte duro, habiendo sido una persona muy independiente siempre, pero ahora así es. Dependo de ti tanto o más de lo que tú dependes de mí, aunque en el día a día no se vea.

Por eso, buscaba una forma especial de “medir” este amor. “Te quiero mucho, mucho” te lo digo a menudo. Te quiero “así de grande” también. Pero, seamos sinceras, extender los brazos mientras lo digo para mí no es suficiente. Por eso quería algo más especial, algo que fuera sólo nuestro. Y sí, ya lo tenemos,

  • ¿Tú cuanto me quieres?
  • Ashí [dices juntando el pulgar y el índice]
  • ¿Así? Jo, qué poquito. Yo quiero que me quieras más.
  • No, ashí [repites mientras te ríes]
  • ¿Y yo sabes cuánto te quiero?
  • Shí. Ashí [respondes abriendo los brazos]
  • Te quiero así de grande [sigo yo, exagerando aún más el mismo gesto]. ¿Cuánto te quiere la mama, te acuerdas?
  • Shí. (O “Zí”, si se te escapa ese ceceo que tanta gracia me hace).
  • ¿Cuánto? “La vuelta al universo..
  • Y un poquito má.”

 

2 comentarios sobre “La vuelta al universo…

  1. K bonito el amor, k bonito decirlo y muuucho más como tú lo dices. Sigue expresándolo, creo que hay pocas cosas mejores pero es tan difícil saber decirlo…y tú, lo sabes.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s