Experiencias · Vivencias gatunas

“Moneando” por casa

logoheart_thumb3¡Buenas, familias gatunas!

Captura de pantalla 2017-04-18 a las 19¿Qué tal han ido estos días por vuestros hogares? En Villa Felina hemos aprovechado la semana de vacaciones para hacer alguna faenilla y, sobre todo, para descansar y pasar tiempo en familia. Por mi parte, también he desconectado un poco del blog. No me malentendáis, me encanta escribir aquí, pero al plantearme esto como algo serio (casi como un trabajo), a veces me obsesiono y eso tampoco es bueno. Así que estos cinco días sin blog (ahora que lo pienso tampoco es tanto me he dedicado a retomar el placer de la lectura, que abandoné durante más de un mes, acabar un proyecto de ganchillo que tenía pendiente desde enero y empezar otro detallito que espero poder enseñaros por Instagram en breve.

Sin embargo, no es de eso de lo que os quería  hablar hoy, sino de una tradición catalana que celebramos en casa por segunda vez con Minina: la mona de pascua.

La mona de Pascua es una especie de torta hecha con harina, azúcar, huevos y sal, y es típica de varias regiones de España. Aunque en algunas zonas se consume todo el año, aquí se toma el lunes de Pascua. Tradicionalmente la regalaban los padrinos al niño el Domingo de Pascua después de misa, y el lunes se reunían familia y/o amigos, para comérsela juntos. Sin embargo, ahora muchas familias la regalan el mismo lunes.

Este dulce tradicional ha ido evolucionando y nos encontramos con diferentes tipos de mona. La más antigua es un pastelito de masa a la que se añade uno o varios huevos cocidos con la cáscara pintada en el centro. La segunda mona tradicional consiste en un bizcocho o tarta con crema catalana quemada por encima y almendras en los lados, además de los tradicionales huevos a modo de decoración. A veces son huevos cocidos, pero otras se usan huevos de chocolate. Estas dos opciones han ido ganando con decoración al añadirles plumas, grajeas de colores, otras figuritas de chocolate e incluso figuritas de plástico con las que los mininos puedan jugar luego.  Para terminar, como con el tiempo los adornos de chocolate se han hecho más importantes, hoy en día muchas monas son directamente figuras o, incluso, esculturas de chocolate y, he de decir, algunas de ellas pueden llegar a ser impresionantes (todo depende del gusto y el bolsillo de cada uno).

En nuestro caso, este año hemos podido degustar dos tipos de mona, una el domingo y otra el lunes. El domingo comimos una deliciosa mona-tarta con relleno de limón que trajeron unos amigos por sorpresa. Por desgracia, no tenemos fotos porque se me olvidó hacerla… soy así de maja 😉 . Eso sí, me guardé las súper plumas coloridas para ver si las podemos usar en alguna manualidad que se me ocurra. Además ayer, lunes de Pascua, Minina recibió como regalo de ElTete una pequeña mona de chocolate de la que sí os puedo enseñar una foto.

IMG_20170417_160040156

Como podéis ver, es una casita de chocolate con un pollito y una figura de Elsa de Frozen. También llevaba una figura del padre de Nemo (Minina ahora mismo tiene fascinación por los peces), pero en el momento en que tomé la foto Melvin estaba en paradero desconocido 🙂 . En este caso, la probamos como postre después de la comida, pero aún queda algún trozo por casa, 😛 .

Así que sólo puedo concluir diciendo que a falta de padrino o madrina oficial, bien está tener amigos o familia dispuestos a “monear” un poco con nosotros, jejeje. Bromas aparte, lo que más le gustó a Minina de ambas monas fueron los pollitos que las acompañaban. Ya os conté que la mascota de su clase en la guardería era un pollito llamado Tinet, con lo que siempre que vemos muñecos o figuritas de pollos se pone súper contenta. Bueno, el chocolate también lo disfrutó bastante, que es algo que le pirra, sea negro, blanco o con leche… siempre es motivo de alegría para ella 😉 . Y ahora que tanto la semana santa como el día de la mona han quedado atrás, quedamos a la espera tanto de ver cómo y de qué serán las monas de  años venideros como de deleitarnos con la alegría y expresiones de Minina cuando las vea, se las coma y, si vienen figuritas, luego juegue con ellas.

¿Y vosotros? ¿Tomáis mona o algún que otro postre típico de estas fechas? ¿Alguna tradición interesante que conocer? ¡Me encantará saber de ella! 🐱

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s